Girona pide una liga de 21 equipos en España por el arreglo de partidos

Como Valladolid puede ser sancionado con la quita de puntos, el equipo catalán, que terminó la reciente temporada en zona de descenso, exige quedarse en la máxima categoría hasta que haya una resolución.

El escándalo que se desató en España por el posible arreglo de partidos en primera y segunda división podría terminar con una decisión histórica: anular el descenso de Girona, dejarlo en la máxima categoría y arrancar una Liga con 21 equipos.

Al menos ese fue el pedido de los dirigentes del Girona al Comité de Competición de la Federación Española de Fútbol, argumentando que si el Valladolid -que está siendo investigado por su partido ante Valencia en la última fecha de la Liga 18/19- termina siendo castigado con la quita de seis puntos, terminaría en zona de descenso, por debajo de la posición final del Girona, que a priori, descendió a la Segunda.

La propuesta, que arranca pidiendo la mayor rapidez posible en la investigación del caso, exige además "medidas cautelares urgentes para evitar posibles perjuicios a los clubes implicados". Girona asegura que debería anularse el descenso y mantener una Liga de 21 equipos hasta que termine el proceso judicial y haya una resolución sobre el Valladolid-Valencia.

El club catalán advierte también que si no se toma ninguna medida, podría iniciar acciones legales en el futuro reclamando una indemnización de cerca de 40 millones de euros por los daños y pérdidas por el descenso a Segunda.